jueves, 15 de enero de 2009

El saúco

Su hábitat es Europa, noroeste de África y sudoeste de Asia. Crece en una gran variedad de condiciones ambientales, tanto en suelo húmedo como seco, pero principalmente en puntos soleados.


Es un arbusto de hoja caduca de 4-6 m (raramente 10 m) de altura. Su tronco es con corteza suberosa y las ramas tienen una médula blanquecina muy desarrollada. Hojas dispuestas en pares opuestos, de 1-3 dm de largo, pinnadas con unos 5 o 7 folíolos, cada uno mide unos 10 cm de largo y 3-5 cm de ancho, con el margen serrado.


Es una planta hermafrodita, las flores se disponen en grandes corimbos de 10-25 cm de diámetro. Salen a mediados de verano y son individuales y de color blanco. Es muy polinizadas por insectos como las avispas.


El fruto es una drupa de color negruzco, de unos 3-5 mm de diámetro, que cuelga en racimos desde finales del otoño. Son alimento importante de muchos pájaros. Hay varias especies estrechamente vinculadas entre ellas, nativas de Asia y de América del Norte, muy similares, y tratadas como subespecies de S. nigra, para algunos botánicos.


Resiste bien heladas fuertes de -15/-20 º C. Es poco exigente en suelos, tanto húmedos y frescos como terrenos áridos. El riego debe ser regular, evitando que el terreno llegue a quedar completamente seco. A menudo es atacado por pulgón.


La reproducción es tanto por semillas como por esquejes. Por semilla es algo difícil debido a complejas condiciones de letargo que necesita, tanto en la cubierta de la semilla como el embrión. Condiciones que se dan naturalmente plantando las semillas a finales de verano, debiendo presentarse la germinación en la primavera siguiente.


Jardineria

es un árbol de pequeño tamaño que se puede hacer en grupo o aislado. Admite perfectamente las podas, incluso la poda a ras del suelo para renovar la planta o si no nos gusta la forma que tiene. Quire lugares soleados y preferentemente amplios. Son muy indicados los jardines que tienen grandes superficies vacías, preferentemente a cierta altura con inviernos crudos. Es una planta medicinal. Las cabezas florales se usan en infusión, hacen una bebida refrescante, muy utilizada en el norte de Europa y los Balcanes.


Comercialmente se vende como "flor de saúco". Las bayas son comestibles una vez cocinadas, aunque el resto de la planta es tóxica, tiene cristales tóxicos de oxalatos cálcico. El follaje es intensamente oloroso, se usaba en el pasado, ligado al caballo, para evitar moscas, mientras se cabalga. Hay países que lo emplean para elaborar aguardientes e incluso vinos. En la población belga de Beers hacen ginebra con las bayas, se llama cerveza Vlierke.




No hay comentarios: