martes, 22 de febrero de 2011

¿Cómo construir un estanque en el jardín?

No necesitamos grandes extensiones para introducir en nuestro jardín un elemento móvil, vivo y harmónico como el agua. Un pequeño estanque en un rincón sombreado, un pequeño arroyo o una fuente prefabricada puede aportar movimiento y harmonía.
Fuentes y estanques - jardinitis.com
Si optamos por la construcción de un estanque podemos hacerlo de varias maneras. Para medidas pequeñas (hasta 800l.), se suelen utilizar estanques prefabricados en polietileno de color negro. Varias marcas comercializan este tipo de estanques (Heissner, Ubink o Gardena son algunas de ellas).
Fuentes y estanques - jardinitis.com
Para medidas superiores, se pueden construir en obra, pero lo más habitual es utilizar láminas de aislamiento o mallas para estanques, también de polietileno, que nos permitirán cualquier medida y cualquier forma. Los estándares de los rollos son de 2 o 4 metros de ancho, pero este material permite ensamblarse mediante una cola especial, lo que nos permite cualquier posibilidad.
Fuentes y estanques - jardinitis.com
Es muy importante el emplazamiento que vamos a darle al estanque. Es muy recomendable escoger un lugar a la sombra con poco sol si las dimensiones son pequeñas, ya que el sol favorece la evaporación y la presencia de algas verdes. Un estanque a la sombra no necesita prácticamente mantenimineto y se convierte en autosuficiente. La temperatura se mantiene y no aparecen algas. Sí que es importante la presencia de peces (carpas, naranjas) para evitar mosquitos y otros insectos.
Fuentes y estanques - jardinitis.com
Las plantas acuáticas son imprescindibles para oxigenar el agua y a la vez depurar el exceso de nutrientes generado por los peces y restos orgánicos en descomposición. Los macrófagos, o plantas oxigenantes, capturan estos nutrientes convirtiendolos en materia vegetal viva y productora de oxígeno. Si proliferan demasiado, podemos retirarlas del estanque y añadirla a nuestro compostador como una excelente fuente de nitrógeno.
Fuentes y estanques - jardinitis.com
Todas las plantas sumergidas ofrecen una excelente protección para los peces que habitan aguas medias y profundas de los estanque de jardín. Sin embargo, están sometidas a un ciclo anual, en otoño reducen la mayor parte de su estado para volver a brotar en primavera. Todas las plantas acuáticas son ávidas de la luz por lo que se orientan hacia la capa superior del agua. Se ha comprobado que son capaces de absorber nitrógeno amoniacal a través de sus hojas, de esta manera reducen el nivel de amoníaco que puede ser perjudicial para los peces y los anfibios a altas concentraciones. 
Fuentes y estanques - jardinitis.com
Estas plantas producen y liberan oxígeno en el agua durante el día como resultado de la fotosíntesis. Esto las hace muy beneficiosas para los peces y anfibios, además de servir de refugio y lugar de desove. Para el ecosistema del lago, el hecho de que aporten oxígeno en el agua evita que se pudran y que se den fermentaciones anaerobias, que son muy comunes en los estanques si no hay saltos de agua o manantiales. La falta de oxígeno es uno de los problemas más habituales en los estanques de jardín y la colocación de plantas oxigenantes puede ser una buena solución.
Fuentes y estanques - jardinitis.com
Si preferimos un estanque de formas más modernas y no tan naturalizado, su funcionamiento será parecido al de una pequeña piscina. Tendremos que añadir cloro y pasar un limpiafondos de vez en cuando.
Fuentes y estanques - jardinitis.com
Cuanto mayores sean las dimensiones del estanque, más tendencia tendrá a comportarse como un ecosistema cerrado, la temperatura será constante, la evaporación no será un problema y la fauna se regulará en funcion del espacio disponible y el alimento.
Fuentes y estanques - jardinitis.com
En los siguientes videos, encontraréis las claves para diseñar e instalar un estanque en el jardín: